PHENOMENON BASED LEARNING.

con No hay comentarios

finlandiaFinlandia  a la vanguardia en educación está en plena renovación de su currículo básico . La característica principal de la reforma es la obligación de desarrollar anualmente un periodo de phenomenon-based learning, un sistema de trabajo multidisciplinario por proyectos en el que los alumnos afrontan un tema de interés desde diversos ángulos y de forma colaborativa, participando en la planificación, el desarrollo y la evaluación del mismo, aplicable en el periodo 2016-2017 en todos los centros educativos del país. El objetivo final de la reforma es proporcionar a los estudiantes una educación más integrada, centrada en habilidades para este siglo , y un aprendizaje práctico, real y útil para el mundo actual.  Este nuevo plan de estudios se centra en la satisfacción de aprender, el trabajo colaborativo, el papel activo de los estudiantes y el desarrollo de su autonomía en el estudio y en la vida escolar,  se apuesta por el trabajo de las competencias y las habilidades de forma transversal, entre las diversas materias.

El nuevo currículo establece el fomento de los trabajos multidisciplinario y lo que se denomina phenomenon-based learning, un sistema de trabajo por proyectos en el que varios profesores pueden trabajar con grupos de alumnos de forma simultánea y que se centra en fenómenos o temas de interés para los alumnos, quienes participan en el proceso de planificación, desarrollo y evaluación. Sin embargo, el nuevo currículo establece que al menos debe haber un periodo al año en el que cada centro escolar ponga en práctica el phenomenon-based learning. Para ello, se elegirá un tema, los estudiantes trabajarán en él durante varias semanas y lo afrontarán desde diferentes ángulos, aplicando y poniendo en práctica contenidos en diversas asignaturas. Serán ellos mismos quienes decidan qué deben aprender al respecto y cómo pueden completar sus conocimientos de la mejor forma posible, a través de la investigación, la documentación, la experimentación y el trabajo individual y colectivo. El docente, por su parte, ejercerá de guía y orientador.

El uso de nuevos dispositivos y los recursos que proporcionan las TIC son parte esencial de esta metodología, que también permite ejercitar  habilidades esenciales para este siglo , como la comunicación, la colaboración, la creatividad o el pensamiento crítico. Además, el nuevo currículo y el nuevo modelo educativo dan mucha importancia a la mejora del proceso de evaluación. Se quiere desarrollar una doble vertiente: la evaluación del aprendizaje y la evaluación como aprendizaje. Así, la evaluación debe servir para animar al alumno y promover su aprendizaje y para ello hay que capacitar al estudiante para que comprenda y analice sus propios procesos de aprendizaje y asuma más responsabilidades sobre sus propios aprendizajes .